La Universidad de Sofía nació en respuesta a la necesidad de tener una zona de intercambio y generación de conocimiento sólida y sustentable.

universidadsofia.jpg

Si tomamos en cuenta cuál es el fin último de una universidad, vemos que es la generación de conocimiento y formación de masas críticas de gente preparada y profesional, con especialización en ciertas áreas, las que define cada institución según las prioridades sociales, políticas y económicas.

La Universidad de Sofía es la más antigua institución de educación superior de Bulgaria. En el pasado, era común que estas instituciones recibieran aportes y donaciones, cosa que también sucedió en la Universidad de Sofía, la cual fue posible de construir gracias al aporte de dos hermanos que se ven reflejados en las esculturas que están en la entrada de la universidad.

Actualmente ésta universidad tiene en su plantel alrededor de 14 mil estudiantes y tiene diversas áreas segregadas para la realización de diferentes actividades.

Desde sus inicios hasta a fecha, la universidad se ve superada cada año en el número de postulantes, por lo que cada vez deben ser más exigentes en los procesos de admisión. La competencia se incrementa a nivel de los estudiantes y a nivel de las mismas universidades, al aparecer otras que compiten por captar los mejores alumnos cada una.

La educación, sin duda se ha convertido en un negocio muy rentable, en algunos países mostrando mayor conciencia social que en otros, permitiendo a buena parte de los alumnos postulantes acceder a una educación superior y por ende a mejor calidad de vida futura a cada uno de esos estudiantes que entran con tantos anhelos.

Foto: foroschic