Para los amantes de las caminatas y los deportes al aire libre, las Montañas de Rila ubicadas al sur de Sofía, ofrecen un escenario perfecto.

rila1.jpg

Las Montañas de Rila están repletas de atractivos senderos, habilitados para todo tipo de caminante, es decir, algunos son idóneos para los principiantes, otros para los más avanzados y expertos. El paisaje se inunda de belleza cuando se logra ver en detalle las verdes laderas y los cauces de rio, algunos con agua mineral, rodeados de plantas exóticas y animales de caza, además de encontrarse cerca algunos poblados que le dan un aire campesino y atemporal.

Para quienes gustan del esquí, en las Montañas de Rila encontraran el resort de esquí Borovets. Otro sitio interesante de visitar, es el Monasterio de Rila, obra que mantuvo presente en el día a día búlgaro la cultura y las costumbres mientras estuvo en poder de los otomanos.

rila3.jpg

El Parque Nacional Rila, ubicado en las montañas Rila, tiene por finalidad conservar la cultura y los recursos naturales de la zona. Este Parque cuenta con cuatro reservas naturales, ecosistemas compuestos por hermosos y espesos bosques de abetos, abetos blancos, pinos y macedonios. Hay además, dentro del parque, 57 especies endémicas, 105 especies relictas, algunas de la Edad del Hielo y otras de la Edad Terciaria, otras 98 especies están registradas en el Libro Rojo de Datos de Bulgaria.

Este Parque, también alberga especies de plantas medicinales, algunas protegidas por la Ley de Protección Ambiental. Caminando por el Parque encontraran felpudos musgos, hongos y algas de agua dulce.

Y como bosque y fauna van de la mano, no pueden faltan las numerosas especies de aves, invertebrados, y algunas especies en peligro de extinción, tratando de sobrevivir en medio de estas enormes y hermosas praderas rodeadas de lagos, gargantas, roqueríos, acantilados y cuevas.

Fotos:Luckytours